Mi diálogo con AP sobre el Encuentro de blogueros cubanos

Por:Iroel sánchez.

Como quiera que la agencia de prensa norteamericana AP ha dedicado un despacho al Encuentro de blogueros cubanos con el título “Decenas de blogueros progubernamentales se reúnen en Cuba“, en el que incluye dos oraciones de las respuestas que di a las cinco preguntas que su corresponsal en La Habana, Andrea Rodríguez, me realizara alrededor del tema, reproduzco acá la contestación que di a esas interrogantes antecedida en cada caso de su respectiva pregunta.

Alguien podría decir que lo ocurrido es un acto de censura pero eso sería como afirmar que contra Cuba hay una guerra mediática, algo que, obviamente, es una invención “progubernamental”.

¿Qué características tendrá el encuentro en Matanzas de Blogueros –tengo entendido que lo organiza Joven Cuba– y cuál fue el criterio de invitación, qué pretenden con él?

Yo no estoy entre los organizadores del evento pero los miembros del colectivo que lo convoca -los blogueros de “La joven Cuba” que se realiza desde la Universidad de Matanzas- han publicado con detalle y transparencia http://lajovencuba.wordpress.com/2012/04/24/peculiaridades-del-encuentro-de-blogueros-cubanos-en-matanzas/#more-6291 las características, el programa y los criterios de invitación que han seguido para el encuentro que te copio aquí: “Debían tener un blog que fuera actualizado regularmente. Buscamos que tuviera la mayor diversidad temática posible (cultura, deporte, ciencias, literatura, realizado desde universidades, etc) y que fueran los más representativos. También tuvimos en cuenta que fueran representadas la mayor cantidad de provincias posibles.”

En otro post explicaron sus motivos y objetivos: http://lajovencuba.wordpress.com/2012/03/29/encuentro-de-blogueros-cubanos-en-revolucion/ “Con la premisa de que las nuevas tecnologías pueden ser portadoras de métodos revolucionarios de participación social, los blogueros cubanos debemos sentar las bases que aseguren la inserción de los cubanos en las redes sociales, algo que ocurrirá inevitablemente. Y un país que busque actualizar su modelo, difícilmente podrá hacerlo al margen o en contra de las nuevas tecnologías.

Los espacios de debate proporcionados por Internet, y en particular en los blogs, tienen más posibilidades de elaboración que otros medios. De esta forma, concebimos la blogosfera como un espacio de participación horizontal en el proyecto político cubano, asumiendo nuestro rol de blogueros como un deber cívico, portadores de ideas antimperialistas y consecuentes con un pensamiento revolucionario, no en el sentido retórico y estereotipado, sino de transformadores constantes de la realidad.”

No sé si sabes que “La joven Cuba” es el nombre de una organización revolucionaria que existió en los años 30 del siglo pasado, fundada por el revolucionario Antonio Guiteras, de un profundo ideario y accionar antiimperialista. Él fue asesinado por órdenes de Fulgencio Batista, luego de que se frustrara lo que en nuestra historia se conoce como “La Revolución del 30”. Guiteras había integrado el llamado “Gobierno de los Cien días” e impulsado muchas medidas de beneficio popular y que habían afectado los intereses de Estados Unidos. En el evento habrá un espacio para rendirle homenaje.

Dado que el tema “blog” es sensible para el gobierno cubano y para muchas personas simpatizantes de la revolución que tienen una de estas bitácoras. ¿El encuentro pretende convertirse en una foro de coordinación contra lo que las autoridades llamaron una “guerra mediática”?

Primero una precisión: el tema “blog” en Cuba “es sensible” en primer lugar para el gobierno de los Estados Unidos que, según informaciones divulgadas en espacios como el de tu colega Tracey Eaton, dedica cada año millones de dólares a fomentar el uso de internet y, dentro de ella, los blogs, como parte de su estrategia de “cambio de régimen” para Cuba.

Por lo que he leído, no creo que el encuentro sea un foro de coordinación contra nada; aunque no hay que ser parte de las autoridades cubanas para percatarse de que contra Cuba hay una guerra mediática. Basta ver cómo, por obra y gracia de algunos medios, una piedra disparada por una podadora se convierte en un tiroteo en La Habana, o de otro lado se ejecuta un pacto de silencio sobre los documentos diplomáticos norteamericanos, revelados por Wikileaks, que demuestran la mano de EU tras la llamada “disidencia cubana”. Eduardo Galeano -que que yo sepa no es parte del gobierno cubano- dice que “contra Cuba se aplica una lupa inmensa que magnifica todo lo que allí ocurre cada vez que conviene a los intereses enemigos, llamando la atención sobre lo que pasa en la revolución, mientras la lupa se distrae y no alcanza ver otras cosas importantes y que los medios de comunicación no hacen por informar”, pero si eso mismo lo dice un bloguero cubano, ¿entonces hay que relacionarlo con las autoridades? ¿Y si hay un encuentro de blogueros, surgido de la iniciativa de un grupo de jóvenes en una Universidad, hay que decir que es para coordinar una respuesta a lo que preocupa a las autoridades en un tema “sensible”? ¡Por favor!

¿Como bloguero y simpatizante gubernamental cómo se puede marcar el límite entre las críticas genuinas a la revolución y aquellas que son consideradas desacreditantes o lisa y llanamente enemigas en un mundo completamente plural y con una sociedad tan maravillosamente polifacética como la cubana?

No soy bloguero a tiempo completo. Incluso, por razones de trabajo, voy a poder asistir sólo una sesión del encuentro en Matanzas*. El encuentro de blogueros coincide en fecha con el Festival de colaboradores de EcuRed http://www.ecured.cu, una enciclopedia colaborativa en la web en cuya coordinación participo y que ya tiene más de 12 000 colaboradores registrados y 86 000 artículos de las más diversas temáticas.

Más que un “simpatizante gubernamental”, soy un revolucionario cubano, y eso significa lealtad a unas ideas y unos valores, más que a un gobierno. Aunque estoy identificado con nuestro gobierno porque creo que encarna las aspiraciones de justicia e independencia de nuestro pueblo y lucha en circunstancias muy difíciles por sacarlas adelante con objetivos muy nobles, no lo considero infalible. Pienso que la condición crítica es inseparable de la vocación revolucionaria, ¿cómo podríamos avanzar sino? Creo que toda crítica es válida, si es honesta, si dice verdad, por dura o desagradable que sea. Cuando se hace al servicio de un gobierno extranjero, a cambio de dinero o reconocimientos, pierde toda legitimidad, y veo en ese el único límite. En ese mundo “completamente plural” se tortura y asesina por los mismos que pagan porque se nos critique; ellos manejan la lupa inmensa a la que se ha referido Galeano, como parte de una estrategia de acoso y demonización que ya supera los cincuenta años contra esta sociedad que a pesar de ello es, como dices, “maravillosamente polifacética” pero que dentro de esa diversidad coincide en defender su soberanía y rechazar a quien se la quiere entregar al vecino poderoso. Cintio Vitier decía que debíamos construir un parlamento en una trinchera, y creo que es una metáfora que sigue siendo válida para responder una pregunta como la que me haces.

Muchos de tus colegas se quejan de que los llamamos “oficialistas” –a veces lo he hecho y alguno de ustedes se enoja– y los contraponemos a los “independientes” –nunca lo he hecho pues algunos de ellos tienen una agenda política y ellos también se enojan–. ¿Cómo crees que debemos definir a ese espacio de la blogósfera que es políticamente cercana al gobierno y aquella que no lo es quienes no somos cubanos?

Hay hechos y documentos que prueban que detrás de esos “independientes” está el gobierno más poderoso que ha existido jamás: el de Estados Unidos, pero los grandes medios no le dicen gubernamentales a ellos sino a quienes denuncian eso, que no es subjetividad si no un hecho probado: EE.UU. paga y organiza una red de personas en Cuba con una agenda generada en Washington, no es que haya una parte de la blogosfera cubana “que no es cercana al gobierno” [cubano], sino que es cercana al gobierno de los Estados Unidos, y digo más: es tan cercana que no podría existir sin su respaldo, como se vería si un día E.U. suspende esas “ayudas a la democracia en Cuba”.

Por el contrario, los que estarán en el encuentro de Matanzas son fruto de la evolución natural del uso de las redes sociales en Cuba. Por lo que he visto publicado allí habrá periodistas pero también estudiantes, intelectuales, profesores universitarios, promotores culturales, entre otros. Si miras sus blogs te vas a encontrar muchos acercamientos muy críticos a nuestra realidad. Cuando se habla de un bloguero egipcio no se aclara cuán cercano o lejano está del gobierno de ese país, ¿por qué si es cubano y no tiene a Estados Unidos detrás es sospechoso de oficialismo y gubernamentalidad? Yo a estos los llamaría “blogueros cubanos”, sin adjetivos, y a los otros les quitaría el “in” y los llamaría “blogueros dependientes” porque dependen, como esta Isla antes de 1959, de lo que se decide en la representación diplomática de EU en La Habana y sin esa dependencia no existirían.

¿Finalmente y en este sentido: para tener un blog hace falta acceso a internet y en Cuba, dada la distribución social del recurso, es el gobierno quien lo controla. ¿Cómo se legitima lo que ustedes dicen como propio y no como una expresión oficial?

Los hoteles en Cuba son propiedad -parcial o total- del gobierno, desde ellos se conectan personas que participan de la estrategia de “cambio de régimen” para la Isla organizada por EU, que les da el dinero para hacerlo, ¿son una expresión oficial del gobierno de Estados Unidos o del de Cuba?¿Los que lo hacen desde embajadas occidentales en La Habana, son una expresión oficial de cuál gobierno?¿Y los que, pagando a la compañía estatal cubana de telecomunicaciones el impagable precio para cualquier cubano de un dólar el tuit, tuitean, con financiamiento también norteamericano, mentiras desde un celular, que después son reproducidas en la emisora gubernamental norteamericana Radio Martí, no expresan oficialmente una política? ¿A ellos ustedes les piden que legitimen como propio lo que dicen o muchas veces algunos de tus colegas se lanzan a repetir sin verificación cualquier absurdo que inventen?¿De verdad ellos sufren el control del gobierno cubano sobre Internet, pero pueden subir videos de una hora a YouTube?

Quizás para mi la mayor legitimidad está en tratar de expresarse a pesar de no disponer de ninguna de esas ventajas. Blogs como “La Joven Cuba”, los que hacen estudiantes de periodismo y una larguísima lista que no haré aquí no tienen que justificar su legitimidad porque se las da la vida; y deben demostrarla no a una prensa que jamás se lo va a reconocer sino a sus lectores que encuentran en ellos análisis, matices y testimonios que muchas veces no aparecen en otros espacios.

Cuba ha privilegiado el acceso social porque es la manera de garantizar que los limitados recursos que posee impacten con mayor efectividad en los sectores que más pueden beneficiar al país: la salud, la ciencia, las universidades, la cultura, pero en todo ellos los que la utilizan son personas, no robots, por más que algunos medios se esmeren en demostrar lo contrario.

*Finalmente no pude asistir al encuentro, mi ponencia fue leída allí por el estudiante de periodismo David Vázquez Abella.

Cable de AP

LA HABANA (AP) — Decenas de blogueros cubanos que abordan en sus bitácoras las más diversas temáticas pero con un enfoque pro gubernamental se reunieron el viernes para intercambiar sobre sus experiencias en un país con baja conectividad y donde los contenidos de la red de redes están fuertemente politizados.

“Buscamos que tuviera la mayor diversidad temática posible (cultura, deporte, ciencias, literatura, realizado desde universidades, etc) y que fueran los más representativos”, expresó en un mensaje el blog “La Joven Cuba”, que coordinó el encuentro en la Universidad de Matanzas, una ciudad a unos 150 kilómetros de la capital.

En total 60 personas fueron especialmente invitadas, explicaron los organizadores.

“La Joven Cuba” se presenta como “Un blog de jóvenes universitarios que opinan sobre la realidad cubana”.

Mucho de su espacio, como el de otros blogueros locales, suele estar dedicado a criticar a disidentes como la opositora Yohani Sánchez y a las políticas de Estados Unidos, pero también comentan la realidad de la isla o señalan al gobierno por cuestiones puntuales.

La idea surgió bajo “la premisa de que las nuevas tecnologías pueden ser portadoras de métodos revolucionarios de participación social, los blogueros cubanos debemos sentar las bases que aseguren la inserción de los cubanos en las redes sociales, algo que ocurrirá inevitablemente”, indicó “La Joven Cuba” en su convocatoria.

Aunque no hubo acceso a la prensa extranjera y no trascendió la agenda que llevarán los asistentes, los mensajes de Twitter iban, a lo largo del viernes, dando cuenta de las ponencias desde algunas de corte político, pasando las religiosas y de activistas gays.

También se expresaban las diferentes posiciones de los participantes.

Consultados por AP varios de los participantes comentaron sobre los problemas que atraviesan como blogueros en Cuba, incluidas las falta de tecnología y la lentitud de las transmisiones.

“Estamos muy lejos de ser el brazo cibernético del gobierno. Si fuéramos ese brazo cibernético no tendríamos que andar corriendo cambiando piezas de un lugar para otro para ver cómo resolver una fuente, arreglar un modem, un monitor”, expresó Yohandry Fontana.

“Los periodistas, los médicos, los estudiantes tienen sus blogs desde sus universidades, sus centros de trabajo, y también desde las casas… La conectividad es el gran problema”, agregó Fontana, quien aseguró que no hay control gubernamental sobre los contenidos que publica.

Las conexiones a internet son escasas y caras en Cuba, aunque el año pasado se anunció el inicio de un tendido de un cable de fibra óptica procedente de Venezuela.

Las autoridades habían dicho que el cable podría estar en funcionamiento en julio del 2011 pero no se puso operación y tampoco se explicó o dio nueva fecha.

“Los que estarán en el encuentro de Matanzas son fruto de la evolución natural del uso de las redes sociales en Cuba… habrá periodistas pero también estudiantes, intelectuales, profesores universitarios, promotores culturales, entre otros. Si miras sus blogs te vas a encontrar muchos acercamientos muy críticos a nuestra realidad”, expresó Iroel Sánchez, quien maneja el blog “La Pupula insomne”.

El encuentro se extenderá hasta el sábado.

Según algunos blogueros hay alrededor de unas 500 bitácoras virtuales en la isla manejadas en su mayoría por jóvenes.

Según los organizadores del encuentro, los participantes tienen 34 años en promedio, hay además representación de las universidades, los centros de cultura y hasta algunos ligados a las iglesias evangélicas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .