Dos testimonios y un Primero de Enero de 1959

Una gran orgía de los sentimientos Por Paquita Armas Fonseca Cincuenta y cinco años atrás (se dice fácil) monté en un caballo blanco y cremita, “un penco” al decir de mi Papá que lo atendía “a piso”, algo así como estar pendiente del animal en la finca El tanque que le cuidaba a un casi…