Archivo del sitio

Razones para ocuparse

Tomado de El Guerrillero

Sola, sin nadie quien la acompañe, pide el último en la consulta de patología de cuello uterino. Mira a su alrededor y son muchas otras que, como ella, esperan ser atendidas. Una voz la llama. Nerviosa se levanta, camina y se acuesta en la camilla ginecológica. Después de un breve tiempo sale sin alzar la vista. Una lágrima recorre su mejilla, está contenta, el susto ya pasó.

El cáncer de cuello uterino se ha convertido en una enfermedad de transmisión sexual que cada día padecen personas de menor edad. Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: