No es verdad una farsa repetida

Tomado del Editorial Granma La sinrazón y el sinsentido han acompañado desde sus inicios los supuestos «ataques» acústicos contra diplomáticos norteamericanos en La Habana, tras lo cual se ciernen evidencias inexistentes y acusaciones carentes de una hipótesis racional Parecería más de lo mismo, y hasta daría risa si no se tratara de algo tan serio…