Archivo del sitio

Dialogan Cuba y EE.UU. sobre aplicación y cumplimiento de la ley

Tomado de Revista Bohemia

Representantes de Cuba y Estados Unidos pasaron revista hoy en Washington a la marcha de la cooperación bilateral en materia de aplicación y cumplimiento de la ley, informó la Cancillería de la Isla.

El comunicado, publicado en el portal del Ministerio de Relaciones Exteriores antillano, puntualiza que esta es la cuarta ronda que realizan sobre el tema las dos naciones y continuidad del efectuado el 15 de septiembre del 2017. Lee el resto de esta entrada

Cuba y EE.UU. intercambian sobre enfrentamiento a lavado de activos

Tomado de Prensa Latina
Autoridades de Cuba y Estados Unidos realizaron en Washington el segundo encuentro técnico sobre la prevención y el enfrentamiento al lavado de activos, informó hoy una nota de la cancillería de la isla. La reunión, que transcurrió en un clima de respeto y profesionalidad, se inscribe en el diálogo sobre aplicación y cumplimiento de la ley entre ambos países.
El encuentro permitió abordar las tendencias de este flagelo a nivel regional, las principales experiencias en el enfrentamiento al lavado de activos y los próximos pasos que se adoptarían para avanzar en la colaboración bilateral sobre esta materia.

“Defender a Lula, es defender al Pueblo brasilero”

Por Resumen Latinoamericano

Dirigentes políticos hablan sobre el juicio que podría impedir la candidatura a la presidencia del líder de la izquierda

Campesinos que conquistaron tierra para plantar, trabajadores sin techo que hoy tienen casa propia, jóvenes de escuelas públicas que entraron en las disputadas universidades federales.

Además de todos que aún luchan por ese derecho, para si mismo y para toda la sociedad. Estas son algunas de las personas que integran movimientos populares que están manifestando su apoyo al ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva en una nueva etapa del juicio en el marco de la operación Lava Jato, que investiga crímenes de corrupción en Brasil.

Lee el resto de esta entrada

Humanismo: Fase Superior de la Constituyente

 

Por Fernando Buen Abad

“Al pueblo sólo lo salva el pueblo” A menos que entremos en un trance de esquizofrenia aguda, es hora de poner en práctica todo el amor que oficialmente nos han enseñado a tener -en loas- por las constituciones políticas y por los pueblos que deciden, soberanamente, cómo gobernarse. Ese ha sido, una y otra vez, el discurso dominante, casi progre y casi dogmático -y siempre reverencial- con que se expiden los aparatos ideológicos dominantes cuando se trata de instituir formas del respeto social sobre las “máximas instituciones democráticas” que nos rigen. No hay mayor poder que el poder popular y soberano decidiendo su ser y su modo de ser social. La Constituyente es el pueblo salvando al pueblo. Con sus propias reglas y el mismo plan para un mundo sin amos ni esclavos. Un acto de amor. Garantía de Paz.

Y a no ser que todo hubiere sido palabrería demagógica burguesa, que nos refregaron sin clemencia, generación tras generación, hoy en Venezuela se abre una oportunidad única para poner en práctica ese respeto supremo imbuido a las democracias que han crecido (incluso) desigualmente bajo las alas desiguales del capitalismo. No hay lugar para las jugarretas de la doble moral que, acaso, quisiera respeto catedralicio para la democracia burguesa y quisiere toda forma de escarnio, agresión y ataque contra la constituyente en manos de los pueblos. No explicaremos aquí para qué sirve la ironía.

Lee el resto de esta entrada

Reflexiones de Fidel: La realidad y los sueños

reflexionesfidel2

Escribir es una forma de ser útil si consideras que nuestra sufrida humanidad debe ser más y mejor educada ante la increíble ignorancia que nos envuelve a todos, con excepción de los investigadores que buscan en las ciencias una respuesta satisfactoria. Es una palabra que implica en pocas letras su infinito contenido.

Todos en nuestra juventud oímos hablar alguna vez de Einstein y, en especial, tras el estallido de las bombas atómicas en Hiroshima y Nagasaki, que puso fin a la cruel guerra desatada entre Japón y Estados Unidos. Cuando aquellas bombas fueron lanzadas, después de la guerra desatada por el ataque a la base de Estados Unidos en  Pearl Harbor, ya el imperio japonés estaba vencido. Estados Unidos, el país cuyo territorio e industrias permanecieron ajenos a la guerra, pasó a ser el de mayor riqueza y mejor armado de la tierra, frente a un mundo destrozado, repleto de muertos, heridos y hambrientos. Juntos, la URSS y China habían perdido más de 50 millones de vidas, sumadas a una enorme destrucción material. Casi todo el oro del mundo fue a parar a las arcas de Estados Unidos. Hoy se calcula que la totalidad del oro como reserva monetaria de esa nación alcanza 8 mil 133,5 toneladas de dicho metal. A pesar de ello, haciendo trizas los compromisos suscritos en Bretton Woods, Estados Unidos, declaró unilateralmente que no harían honor al deber de respaldar la onza Troy con el valor en oro de su papel moneda.

Tal medida decretada por Nixon violaba los compromisos contraídos por el presidente Franklin Delano Roosevelt. Según un elevado número de expertos en esa materia, crearon así las bases de una crisis que entre otros desastres amenaza golpear con fuerza la economía de ese modelo de país. Mientras tanto, se adeuda a Cuba las indemnizaciones equivalentes a daños, que ascienden a cuantiosos millones de dólares como denunció nuestro país con argumentos y datos irrebatibles a lo largo de sus intervenciones en las Naciones Unidas.

Como fue expresado con toda claridad por el Partido y el Gobierno de Cuba, en prenda de buena voluntad y de paz entre todos los países de este hemisferio y del conjunto de pueblos que integran la familia humana, y así contribuir a garantizar la supervivencia de nuestra especie en el modesto espacio que nos corresponde en el universo, no dejaremos nunca de luchar por la paz y el bienestar de todos los seres humanos, con independencia del color de la piel y el país de origen de cada habitante del planeta, así como por el derecho pleno de todos a poseer o no una creencia religiosa.

La igualdad de todos los ciudadanos a la salud, la educación, el trabajo, la alimentación, la seguridad, la cultura, la ciencia, y al bienestar, es decir, los mismos derechos que proclamamos cuando iniciamos nuestra lucha más los que emanen de nuestros sueños de justicia e igualdad para los habitantes de nuestro mundo, es lo que deseo a todos; los que por comulgar en todo o en parte con las mismas ideas, o muy superiores pero en la misma dirección, les doy las gracias, queridos compatriotas.

Fidel Castro Ruz
Agosto 13 de 2015
1 y 23 a.m.

A %d blogueros les gusta esto: