El insólito presidente “encargado” de Venezuela, Juan Guaidó, figura inexistente creada por el gobierno de Donald Trump violando todas las normas internacionales, que intenta “gobernar” en nombre de Washington en un accionar burdo e ilegal, reconoció en los últimos días ante sectores de la oposición que los ataques contra el tendido eléctrico en Venezuela eran “necesarios” para poder derrocar al “régimen” del presidente Nicolás Maduro, disculpándose ante algunos de sus seguidores por las “molestias” causadas, como si no fueran crímenes de lesa humanidad.

En tanto, el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente venezolana Diosdado Cabello sostuvo que Guaidó había reconocido su vinculación con los atentados, añadiendo que existen planes diseñados para este mes de abril con la idea de dar algo así como “el golpe final” bajo la égida de Estados Unidos y advirtiendo que el país está preparado para estas y otras amenazas. Lee el resto de esta entrada