Archivo del sitio

Cuba, la dictadura de papel.

Cuba

Ramón Bernal Godoy

“Tan frágil como un segundo y tan endeble como el papel”

Resulta “curioso” que el calificativo que más acompañe al nombre de nuestra nación en la mayoría de los medios de prensa occidentales y en cuanto sitio huela a derecha y sus derivados, sea el de “dictadura”.

Es algo que ya cansa y que deja muy mal parado al orador que le utiliza. En mi opinión deberían ponerse de acuerdo aquellos que pagan y aquellos que escriben o dicen, pues no parece muy lógico que siendo tan “dictadores” los dirigentes cubanos y tan cerrada esta isla, que ellos llaman cárcel, exista un grupo de “desconocidos” personajes que algunos días disfrutan de la tranquilidad ciudadana que brindan las calles de su país y a la semana siguiente hacen un “lindo viaje” con los gastos pagos a la capital estadounidense donde se encuentra el centro de poder de la nación que políticamente poco ha cambiado desde que José Martí denunciara sus ansias de expansionismo y su obsesión con la “metalización” (consumo/ dinero/ poder), para allí recibir “democráticamente” el pago por sus actos y acciones “antidemocráticas” y al mismo tiempo ganar el protagonismo soñado, ese que por lacayos no tienen ni en sus propios barrios de residencia. Lee el resto de esta entrada

La mafia Terrorista anticubana multiplicada por cero. #Cuba.

Arthur González

La mafia terrorista anticubana radicada en Miami quedó multiplicada por cero, con la decisión del presidente Barack Obama de restablecer relaciones diplomáticas con Cuba y canjear a su agente para acciones de subversión Alan Gross, por los tres cubanos anti terroristas, detenidos en cárceles norteamericanas desde hace 16 años.Es evidente la pérdida de terreno de la Fundación Nacional Cubano Americana, creada por el presidente Ronald Reagan como parte del Programa Democracia del año 1980 y de los principales exponentes de esa mafia vinculada al régimen del tirano Fulgencio Batista, como son los casos de Mario y Lincoln Díaz Balard, Ileana Ros-Lehtinen y otros más que se han sumado a la carrera política anticubana.

Los tiempos son otros y esos arcaicos testaferros no entienden de cambios para lograr los objetivos del Gobierno norteamericano, por tanto la Casa Blanca los echó a un lado para poder ejecutar nuevas estrategias, en momentos en que Cuba se abre más a la inversión extranjera y hace cambios internos, que si bien no modifican la línea política socialista si permiten ejecutorias en la esfera económica que pueden atraer capital norteamericano. Lee el resto de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: