Por Juan Carlos Díaz Osorio

Marco Rubio y Díaz Balart no merecen perdón alguno, han pedido cuantiosas sumas de dólares  al Ejecutivo con el fin de promover la democracia y la sociedad civil en Cuba y Venezuela.  Ya sabemos lo qué significa para estos senadores la democracia: financiar proyectos subversivos en ambos países y apoyar a la oposición, para derrocar gobiernos legítimos. Lee el resto de esta entrada